CEREMONIA DE ASCENSO DE GRADO AL TENIENTE RUBEN SERRANO EN LA GUARNICIÓN MILITAR SONOYTA

0
141

Por: Luis Ernesto Servin.-

Sonoyta, Sonora, 20 de noviembre del 2020.- Por su capacidad profesional, esfuerzo, dedicación, tenacidad y espíritu de cuerpo, actos que definen la moral y una acción de mando, se realizó hoy por la mañana una ceremonia de ascenso al grado inmediato superior, del Teniente Intendente Rubén Serrano Ramírez.

La ceremonia la encabezó el General Brigadier DEM Gilberto Valladares Velázquez; el Presidente Municipal José Ramos Arzate y el Teniente Coronel Alejandro Bravo Martínez, Comandante de la XVII CINE, realizando la imposición de insignias en la explanada de la guarnición militar.

En el trascendental evento, el teniente de infantería Víctor Manuel Arriaga García envió un discurso a los presentes, precisando que este 20 de noviembre del año 2020, sin duda es una fecha que quedará marcada en la mente, pero sobre todo en el corazón del Capitán Segundo Intendente Rubén Serrano Ramírez, por alcanzar el grado inmediato dentro de la carrera militar, que conlleva el más alto compromiso individual y un gran sacrificio familiar, pues reconocemos que esposa, hijos y familia son parte fundamental de las metas que destacamos en esta ceremonia.

Destacó, “alcanzar un nuevo grado en la carrera militar no es fácil, son variadas y complejas las pruebas y exigencias que nos impone nuestra profesión, el oficial es siempre observado y debe ser la consecuencia de la sumatoria de las virtudes militares, noble de sentimientos pero fuerte de carácter, optimista y con un amplio criterio para ejercer el liderazgo, y elevado sentido de patriotismo”.

El teniente Arriaga García, dijo, “es preciso mencionar que para obtener el éxito se tiene que aprender a ser disciplinado que en la receta del éxito es el ingrediente más importante, hoy vemos aquí formado a nuestro compañero, que obtiene merecidamente un ascenso, por demostrar su perseverancia de mantenerse en esta carrera, la carrera de las armas. Sabemos que solo aquel que se esfuerza triunfa, solo el que se enfoca logra lo que quiere, solo el que disciplina su mente la dirige en dirección al éxito, por eso la carrera de las armas exige desvelo y esmero, y tarde o temprano ese árbol rinde buenos frutos a los que todos podemos acceder si nos esforzamos lo suficiente”, puntualizó.